La plana mayor en México

En contexto general, la segunda mitad de marzo estuvo llena de lo que los despistados podrían pensar son curiosas coincidencias: la presencia en México de tres de los líderes de TI más connotados del momento y de la historia de la industria: Héctor Ruiz, Craig Barrett y Bill Gates, jefazos en AMD, Intel y Microsoft, respectivamente.
Los tres personajes tuvieron apretadas agendas de trabajo y cada uno, por su parte, enfatizó en el lobbying que necesariamente debía favorecer a sus respectivas compañías ante líderes de la iniciativa privada y el gobierno mexicano. Cada uno en su esfera de influencia sostuvo encuentros del más alto nivel posible y buscó atraer para sí, para su compañía, a nuevos y más clientes.

 

Sin embargo, el corazón de estas visitas no debe verse desde esa simple perspectiva, pues la industria está pasando por difíciles momentos a raíz de la cancelación de gastos en TI por presuntos despilfarro y mala inversión, lo que ha tenido como consecuencia el llamado decreto de austeridad del gobierno federal, que podríamos decir es un bonito disfraz para privilegiar a los más poderosos y olvidarse de las PyMEs de TI.

 

El caso es que de un plumazo o dos, las certezas de una industria, la nuestra, se vieron disminuidas, convertidas en desconfianza y temor para seguir invirtiendo en nuestro país. Así pues, la visita de tan importantes personajes debe tener entre sus objetivos primarios encontrar una fórmula para revertir o al menos disminuir la afectación tan grande que se hizo a nuestra industria, sobre todo por lo que atañe a los tres mencionados personajes y sus respectivas compañías, mismas que por su propio peso empujan a las empresas que evolucionan y crecen alrededor de las ofertas tecnológicas de las ventanas y los fabricantes de procesadores azules y verdes.

 

Por lo pronto, desde la Cámara de Diputados se percibe congruencia y disposición para llevar la tecnología a más y más mexicanos, para que éstos tengan la oportunidad de trascender, con una misma oportunidad de desarrollo.

 

Pero el verdadero fondo del asunto se encuentra en que sin importar quién tiene más, todos debemos tener la misma oportunidad de competir, algo que en la realidad parecen olvidar muchos de los funcionarios electos: quienes están para servir a todos los ciudadanos y no sólo a unos cuantos que han sabido hacer dinero, pero que jamás serán recordados por aportar por sí mismos innovación o conocimiento alguno.

 

En esta eSemanal, que pronto cumplirá 15 años sirviendo a las industrias de la tecnología, durante los cuales ha trascendido gracias a ustedes, amables lectores, coincidimos en el mensaje común de estos verdaderos innovadores de la tecnología: la pasión por crear con ideas, en equipo, con un canal y mismas oportunidades de desarrollo es un requisito indispensable para favorecer la creatividad, el desarrollo y bienestar de una sociedad.

 

Porque, debemos recordar, las tres empresas mencionadas son extranjeras, y son quienes están haciendo un titánico esfuerzo por un mejor canal, una más fuerte industria de TI y un México más grande. ¿Dónde están las aportaciones de ésos que sólo con prácticas monopólicas han escalado y mantenido posiciones, mientras la mayoría se encuentra en la miseria?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share via
Copy link
Powered by Social Snap