Las 7 razones de Lexmark para migrar al color

Lexmark Color Care es un conjunto de herramientas que permiten ahorrar costos y gestionar el color para hacerlo más amigable al presupuesto, permitiendo que los impresos en color tengan sentido para los negocios. Utilizando esta tecnología es posible restringir la impresión de acuerdo al tipo de usuario para ciertos grupos de usuarios puedan imprimir siempre a color, mientras que otros solo lo hagan en negro.

Con esta tecnología es posible realizar selecciones inteligentes al utilizar color en documentos empresariales. Además es posible ahorrar hasta un 50% de tóner de color con solo aclarar los gráficos, manteniendo oscuros, nítidos y legibles los textos en negro.

 

Color Care está compuesta por siete herramientas que harán de la impresión algo razonable y de gran beneficio para la organización. Son cuatro herramientas para ahorro de costos y tres para control de usuario:

 

1.         Pruebe y después imprima. Cuando un usuario tiene un documento en color muy grande que requiere múltiples impresiones, tiene sentido probar la impresión con una sola página. De esta forma, el error se puede detectar a tiempo, evitando el desperdicio de múltiples impresiones a color.

 

2.         Ahorrador de Tóner. Es una función que permite seleccionar hasta cinco niveles o cantidades variables de tóner utilizados para representar matices; de esta forma, antes de imprimir finalmente un trabajo de calidad, tiene sentido ver previamente un trabajo “en borrador” del progreso.

 

3.         Color Saver. Los gráficos utilizan mucho tóner y algunas veces no es necesario representarlos en toda su intensidad de color; con Color Saver es posible activar o desactivar el ahorrador de tóner para gráficos e imágenes, dejando el texto legible.

 

4.         Estimación de cobertura. Todos los usuarios deben estar concientes del costo de usar color; esta funcionalidad permite entender los costos de impresión para tomar una decisión de impresión basados en este factor.

 

5.         Permisos de Impresión a Color. Cuando el uso del color no es necesario para un grupo de trabajo o ciertos individuos, los usuarios selectos de la red pueden recibir permiso de imprimir color cuando tenga sentido.

 

6.         Controlador a la medida. El color no es necesario para todo tipo de documentos, ni para todo tipo de usuarios. Ahora es posible descargar un controlador “solo monocromático” en determinada estación, en lugar del controlador color.

 

7.         Modo de bloqueo blanco y negro. Cuando se tiene una vista previa de los documentos impresos para probar la distribución o contenido, tiene sentido usar solo una vista en escala de grises. Esta interesante funcionalidad permite un “autocontrol” para que el usuario no tenga que preguntarse en qué modo se encuentra para cada trabajo de impresión.

 

Las nuevas tecnologías para gestión del color y ahorro de costos de Lexmark optimizan el uso de tóner, limitan la cantidad de documentos impresos a color mediante autorizaciones específicas de proyectos/usuarios, y mantienen estimaciones del costo del color por página.

 

Aún más importante que adquirir un gran color es ser capaz de controlar los costos del color de manera eficaz, especialmente en entornos de grupos de trabajo grandes. Por este motivo, las nuevas impresoras láser color están equipadas con la tecnología Color Care.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share via
Copy link
Powered by Social Snap